Salí del sistema y libérate de la predica de lo correcto e incorrecto


Salí del sistema y libérate de la predica de lo correcto e incorrecto.


La forma correcta de salir del sistema y liberándote de las etiquetas morales de lo correcto y lo incorrecto es haciendo lo que quieras hacer. Haz lo que tus cualidades intrísecas deseen hacer. No escuches a las escrituras, no escuches a los textos publicados, esucha a tu propio Corazón, esa es la única escritura que yo receto. Si, esucha muy atenta-mente, muy conciente-mente y nunca te equibocarás. Escuchando empezarás a moverte en la dirección correcta, sin ni siquiera pensar en qué es lo correcto y qué es lo erroneo.
Para la Nueva Humanidad todo el arte consistirá en el secreto de escuchar al Corazón, conciente-mente, alerta, atenta-mente. Síguelo por cualquier medio y vé donde te lleve.


Si, algunas veces te llevará al peligro, pero entonces recuerda esos peligros son necesarios para hacerte madurar, algunas veces hará que te pierdas, pero recuerda de nuevo, esas veces que te pierdas son parte del crecimiento, caerás muchas veces, levántante otra vez porque es así como uno se hace fuerte, cayendo y levantándose de nuevo. Es así como uno se vuelve íntegro, pero no sigas reglas impuestas desde fuera.

Ninguna regla impuesta puede ser buena, porque las reglas han sido inventadas por la gente que quiere manejarte. Si, a veces ha habido grandes personas iluminadas en este mundo, un buda, un jesús, un krishna, un mahoma. Ellos no le han dado reglas al mundo, le han dado su amor. Pero tarde o temprano los discípulos se reúnen y empiezan a crear códigos de conducta. Una vez que el maestro se ha ido, una vez que la luz se ha ido, se quedan en una profunda oscuridad y empiezan a buscar a tientas ciertas reglas a seguir, porque la luz que podían ver ya no está. Ahora tendrán que depender de las reglas. Lo que jesus hacía era el susurro de su propio Corazón pero lo que los cristianos están haciendo no es el susurro de su propio Corazón. Son imitadores y en el momento en que imitas, insultas a tu humanidad, insultas a tu dios. Nunca seas un imitador, se siempre original, no te conviertas en una fotocopia. Lo que esté bien para un buda, puede que no esté bien para ti.


Fijate lo diferente que es krishna de buda, si krishna hubiera seguido a buda hubieramos perdido uno de los hombres más maravillosos o si buda hubiera seguido a krishna, hubiera sido tan solo un pobre espécimen. Imaginate a buda tocando la flauta, hubiera molestado el sueño de mucha gente, él no era un flautista. Imaginate a buda bailando, parecería tan ridículo, tan absurdo. Pero lo mismo ocurría en el caso de krishna: sentado bajo un árbol, sin flauta, sin corona de plumas de pavorreal y sin su precioso ropaje, simplemente sentado como un mendigo bajo un árbol con los ojos cerrados sin nadie bailando a su alrededor sin danza, sin canciones, krishana tendria un aspecto muy pobre estaría muy empobrecido buda es buda, krishna es krishna y tú eres tú.

Y tú no eres de ninguna manera menos que cualquiera, respétate a ti mismo, respeta tu propia voz interior y síguela y recuerda yo no te garantizo que siempre te lleve hacia lo correcto.

Muchas veces te hará equibocar, porque para llegar a la puerta correcta uno tiene que llamar antes a muchas puertas equivocadas. Así es como es. Si de repente de das de narices contra la puerta correcta, no te sería posible reconocer que es la correcta y asi que recuerda a fin de cuentas no se malgasta ningún esfuerzo, todos los esfuerzos contribuyen al clímax definitivo de tu crecimiento.

Fuente: El Peldaño. (En la sección Videos, podes encontrar más sobre esta fuente).